3.3.1 Explicación de los contextos

Cuando se imprime la música, se tienen que añadir a la salida una gran cantidad de elementos notacionales que no aparecen explícitamente en el archivo de entrada. Por ejemplo, compare la entrada y la salida del siguiente ejemplo:

cis4 cis2. | a4 a2. |

[image of music]

La entrada es bastante escueta, pero en la salida se han añadido las líneas divisorias, las alteraciones, la clave y la armadura de la tonalidad. Cuando LilyPond interpreta la entrada, la información musical se analiza de izquierda a derecha de igual forma que un intérprete lee la partitura. Mientras se lee el código de entrada, el programa recuerda dónde están los límites de los compases, y qué alturas requieren alteraciones accidentales explícitas. Esta información se debe conservar a varios niveles. Por ejemplo, una alteración accidental afecta solamente a un pentagrama, mientras que una línea divisoria debe estar sincronizada a lo largo de todo el sistema.

Dentro de LilyPond, estas reglas y pequeñas porciones de información se agrupan en Contexts. Ya hemos visto el contexto de voz, Voice. Otros ejemplos de contextos son Staff (Pauta o pentagrama) y Score (Partitura). Los contextos son jerárquicos, de forma que reflejan la naturaleza jerárquica de una partitura musical. Por ejemplo: un contexto de Staff contener muchos contextos de Voice, y un contexto de Score puede contener muchos contextos de Staff.

pictures/context-example

Cada contexto asume la responsabilidad de imponer algunas reglas de notación, creando ciertos objetos de notación y manteniendo las propiedades asociadas. Por ejemplo, el contexto Voice puede introducir una alteración accidental y entonces el contexto Staff mantiene la regla de mostrar o suprimir la alteración para el resto del compás.

Otro ejemplo lo constituye el hecho de que la sincronización de las líneas divisorias se gestiona dentro del contexto de la partitura, Score, de forma predeterminada. Sin embargo, en algunas músicas posiblemente no queramos que las líneas divisorias estén sincronizadas (pensemos en una partitura polimétrica en compases de 4/4 y de 3/4). En tales casos, debemos modificar los ajustes por omisión de los contextos Score y Staff.

Para partituras muy sencillas, los contextos se crean implícitamente y no debemos preocuparnos por ellos. Para piezas mayores, como por ejemplo cualquiera que tenga más de un pentagrama, los contextos se deben crear explícitamente para asegurarnos de que tendremos la cantidad exacta de pentagramas que necesitamos, y que están en el orden correcto. Para tipografiar piezas con notación especializada, es frecuente la modificación de contextos existentes o incluso definir unos completamente nuevos.

Además de los contextos Score, Staff y Voice, hay contextos que se sitúan entre los niveles de partitura y de pentagrama para controlar los grupos de pentagramas, como los contextos PianoStaff y ChoirStaff. También existen contextos alternativos de pentagrama y de voz, y contextos para la letra, la percusión, diagramas de trastes, bajo cifrado, etc.

Los nombres de todos los tipos de contextos se componen de una o más palabras que comienzan con mayúscula y que están unidas unas a otras sin guión ni barra baja, por ejemplo: GregorianTranscriptionStaff.

Véase también

Referencia de la notación: Explicación de los contextos.


Otros idiomas: English, česky, deutsch, français, magyar, italiano, 日本語, nederlands.
Acerca de la selección automática del idioma.

LilyPond — Manual de aprendizaje v2.17.97 (rama de desarrollo).